ACERCA DE ESTE BLOG

sábado, 4 de noviembre de 2017

NARCISISTAS y PSICÓPATAS: Semejanzas y diferencias


Cuando descubrí el trastorno de mi amigo, me surgió la duda si se trataba de un psicópata integrado o de un perverso narcisista. El primer libro que leí fue “Amor zero” del psicólogo español Iñaki Piñuel, un excelente tratado sobre la dinámica relacional de los psicópatas y sus dramáticas secuelas en las vidas de sus víctimas.

El trabajo de Piñuel es, a mi juicio, de lo mejor que existe en esta materia en español, sin embargo la descripción que hace de los psicópatas integrados, no se correspondía exactamente con las características que observaba en mi amigo. Por supuesto, encontraba muchísimas semejanzas, pero había aspectos de su personalidad que el texto no especificaba. Obtuve respuesta leyendo otras fuentes, especialmente en inglés, por ejemplo a Sam Vaknin, y otros autores. 

Con el tiempo, logré ponerle nombre al trastorno de personalidad de mi amigo, se trataba de un narcisista encubierto con rasgos sociopáticos, es decir, usando la terminología de Otto Kernberg, otro gran especialista, un narcisista perverso, sin duda uno de los especímenes más peligrosos del reino de los narcisos.

Semejanzas: ¡Narcisistas y psicópatas bailan la misma balada! 

En base a lo que he ido aprendiendo, comenzaré comentando las semejanzas entre psicópatas y narcisistas

En principio, ambos comparten el mismo perfil básico de las personalidades narcisistas: idea grandiosa de sí mismos, creencia de que son únicos y especiales, irrespeto de los límites interpersonales, sentido de estar en derecho, envidia patológica, arrogancia, relaciones de explotación y maquiavelismo, necesidad de admiración, y la más importante de todas: la falta de empatía.

Psicópatas y narcisistas carecen de conciencia moral acerca del daño que infringen a otros, ni sienten culpa ni creen que son responsables del mal que hacen a los demás.

Las relaciones con psicópatas y narcisistas siguen el mismo ciclo: etapa de idealización o seducción, seguida por un tiempo de devaluación o denigración, y, finalmente, el descarte. Ambos son maestros consumados del engaño y el disfraz, expertos mentirosos, fríos, calculadores, estudian las características de sus víctimas y crean una personalidad falsa para atrapar mejor a sus presas.

Psicópatas y narcisistas utilizan las mismas técnicas de manipulación emocional y de control psicológico: el love bombing, la triangulación, el gaslighting, la victimización, el tratamiento silencioso, la negación, el aislamiento, etc.

Ambos mantienen con sus víctimas relaciones altamente abusivas y tóxicas. Como buenos depredadores, siembran caos y destrucción en las vidas de las personas que se enredan con ellos. Las secuelas suelen ser devastadoras: perdida de la autoestima, síndrome de estrés post-traumático, identidad erosionada, ansiedad, depresión, sentimiento de indefensión, disonancia cognitiva, etc.

Las semejanzas, como vemos, son muchas, psicópatas y narcisistas bailan la misma balada; comentemos ahora las diferencias.

Diferencias: La necesidad de combustible  

Los psicópatas no presentan los graves problemas de autoestima y de inseguridad que sufren los narcisistas, por lo que son unos depredadores mucho más fríos y más peligrosos. La autoestima de los narcisistas fluctúa constantemente, lo que les convierte en seres dependientes, adictos al combustible, las reacciones emocionales, la droga que requieren para funcionar y no sucumbir psicológicamente ni desmoronarse a trozos.

El psicópata, en cambio, aunque también busca controlar y dominar a la  víctima, no depende del suministro para actuar y mantener su fachada, su autoestima no está supeditada a los mecanismos de regulación que utilizan sus primos narcisistas.

A pesar de que ambos son bastante susceptibles a la crítica, y reaccionan de manera iracunda y vengativa, el narcisista es mucho más propenso a recibir una injuria o herida narcisista, dada su extremada inseguridad. Aunque aparenta ser fuerte y dominante, en realidad es frágil como el cristal de los espejos donde se mira. En él subyace un sentimiento infantil de vergüenza que no tiene el psicópata y que aflora en determinadas circunstancias, especialmente cuando se ve expuesto o criticado.

En consonancia con esto, el narcisista puede ir cambiando constantemente de víctima, pero nunca se queda sin pareja de baile, es decir, sin una fuente primaria de combustible. Para él, tener una persona que lo sostenga es, sencillamente, imprescindible. En cambio, el psicópata puede subsistir perfectamente como un lobo solitario, su capacidad de establecer relaciones estables en el tiempo es mucho menor que la de los narcisistas, por la sencilla razón de que no depende de ellas para mantener su funcionamiento psíquico y no demuestra ningún interés en nadie.

Todo lo expuesto se relaciona con el diferente origen de ambos trastornos. El narcisismo patológico es un mecanismo de defensa frente a una situación traumática ocurrida en la temprana infancia, lo que truncó el desarrollo de la empatía emocional y la formación de un yo definido. La persona, para sobrevivir al trauma, se ha refugiado en una imagen idealizada que ha creado de sí misma. Esa máscara, que ha sustituido al verdadero yo, se alimenta y sostiene por el combustible, es decir, por las reacciones emocionales que provoca en los demás.

Los narcisistas han crecido en entornos familiares altamente tóxicos, y su trastorno es fruto del abuso, sea por exceso o por defecto, perpetrado por padres, hermanos o primeros cuidadores.

En el caso de los psicópatas, las circunstancias ambientales no parecen ser tan decisivas en el origen de su patología. La predisposición genética y los factores constitucionales son los que han determinado la aparición de su trastorno de personalidad.

Algunos estudiosos afirman que la no empatía y la falta de conciencia moral de los psicópatas es una condición que no es fruto, como en el caso de los narcisistas, de un trauma infantil, sino que ha estado con ellos desde siempre. Es pasmoso. Nunca han sentido alegría, ni tristeza, ni remordimiento, y mucho menos sentimientos humanos tan elevados como el amor o la compasión.

En cambio, la empatía y la conciencia moral de los que sufren el trastorno narcisista quedaron anuladas en un momento clave de su desarrollo infantil. Así fue como lograron sobrevivir a una situación de abuso que amenazaba completamente su existencia psíquica y emocional.

Aunque ambas personalidades son altamente tóxicas y destructivas, el psicópata es mucho más peligroso, más cruel, siente menos reparo que el narcisista en cometer actos violentos para lograr sus objetivos. El narcisista cuida celosamente su imagen o fachada y siente menos satisfacción en transgredir la ley, quizás porque lo que le interesa por encima de todo no es tanto hacer daño en sí mismo, como al psicópata, sino obtener el suministro narcisista que le permite subsistir.

¡No bailemos con estos depredadores!: Contacto 0

Ambos trastornos carecen de un tratamiento terapéutico efectivo, su patrón de personalidad es estable. Están convencidos de que no necesitan cambiar, y además tampoco pueden hacerlo porque su ausencia de emociones y de conciencia moral es absolutamente irreversible, ya sea de origen traumático o constitucional.

Tanto en un caso como en otro, si se ha sido víctima de uno de estos especímenes tóxicos la única solución es el Contacto 0, romper todo vínculo con estas personas tan destructivas, escapar lo más lejos posible de su influencia, y comenzar en serio un camino de recuperación y liberación.

¡No bailemos con estos depredadores!: Contacto 0,  y que suene otra música en nuestra vida.

Estaré atento a sus comentarios y aportes. Un saludo.

@libresdelnarcisista

31 comentarios:

  1. Muy buen explicado y creo que yo he vivido con un narcisista, aunque a veces puedes confundirte y sobretodo al principio cuando empiezas a leer sobre este trastorno, yo lo primero que leí fue amor cero y me quedé impresionada con lo identificada q me sentía, pero al decir tú estas pequeñas diferencias, pues parece más narcisista. Lo importante es que el narcisista igualmente no tiene conciencia ni empatía, los demás no les importa y eso se traduce en el gran daño que pueden hacer, un poco menos que el psicopata, pero dañino al máximo . Una pregunta, ellos saben que algo no fue bien en si infancia, son coscientes de lo que les pasa?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No puedo responder de forma general a tu pregunta, pero sí hablarte de mi experiencia. El narcisista al que sufrí durante años sí llegó a ser consciente de su realidad. Meses antes de que me sometiera al descarte comenzó a decir que "tenía que quitarse las máscaras", yo no entendía entonces lo que quería decir, después lo entendí todo. También repetía con frecuencia que "podía entender lo que otro sentía con la cabeza, pero sólo con la cabeza", es decir, era consciente de que tenía empatía cognitiva pero no emocional. Incluso llegó a conocer lo que falló en su infancia,pero nada le llevó a cambiar. Pasó por once terapias con psicólogos, a varios los manejó (yo llegué a ser testigo de algunos de esos manejos). Hacía como si cambiara, incluso se jactaba de ello, pero siempre volvía a las mismas pautas de comportamiento.
      No cambian, su estructura de personalidad permanece. El cortocircuito emocional que experimentan en su infancia es irreversible. Y, lo que es peor, no hay terapia porque en realidad no son enfermos, simplemente "son así". Incluso la terapia puede ser contraproducente, como dice Iñaki Piñuel, porque de ella aprenden. El narcisista al que sufrí perfeccionó sus técnicas de manipulación aprovechando lo que aprendía en las terapias.
      Afortunadamente saqué valor y fuerza para romper después de muchos años de relación y llevo mas de un año de contacto 0

      Eliminar
    2. Buenas noches playa, te doy mi humilde opinión basándome en lo que viví con el narcisista, creo que lo es. El sabía y me comentaba que su familia era tóxica y disfuncional.que lo que vivió no era normal. Que todos son malos menos él, claro... Que todos son inmaduros y cutres. El es el "mirlo blanco" o la paloma blanca en un nido de cuervos. El mío no era consciente de lo que le pasaba. Un beso

      Eliminar
    3. Playa, excelente respuesta de Sofía, que suscribo totalmente, y de Antonia. Saben perfectamente que son diferentes al resto, especialmente porque su falta de empatía es muy contrastante con el resto de los mortales. También están conscientes de su historial familiar traumático, aunque hay casos en que lo niegan y muestran una imagen idealizada de su infancia, pero de que lo saben lo saben, eso seguro. Algunos autores afirman que no todos están conscientes de que padecen un trastorno de personalidad narcisista, pero si saben que hacen daño a otros, y que su comportamiento es diferente y muy destructivo. Sin embargo, lo racionalizan y justifican constantemente, aunque tienen momentos en que se derrumban, especialmente si han recibido una herida narcisista o no reciben todo el combustible que necesitan. Pero no creen que estén enfermos ni mucho menos, creen que son superiores y que la humanidad entera les debe todo. Un saludo

      Eliminar
  2. Perdona que vuelva a preguntar, esos libros que dices leíste en inglés, los hay en español? me gustaría leerlos. Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También tengo esa duda... Me parecen libros muy interesantes

      Eliminar
    2. En realidad, la obra principal de Sam Vaknin, "Malignant Self-love: Narcissism Revisited", no está traducida al español. Para mi ha sido una fuente muy importante. También los libros de H.G. Tudor, un narcisista inglés, que escribe en la Red ( tiene un blog: https://narcsite.com/) es muy interesante. Algunos de sus libros han comenzado a traducirse al español, recomiendo uno que se llama "Combustible" y que conseguirse en Amazon. Hay un libro de una psicóloga francesa : Marie-France Hirigoyen: "El acoso moral" y que puede conseguirse en español (yo me lo bajé online, es fácil de conseguir). Hay otros libros y sobre todo páginas en Internet, muy buenos, pero están todos en inglés. Reconozco que en español, en comparación, es poco, precisamente esa fue una de mis motivaciones para abrir el blog. A ver si me organizo y hago una entrada sobre la literatura y los recursos sobre el trastorno narcisista en español. Un saludo

      Eliminar
  3. Gracias por tan buena entrada. Yo también me he leido el libro de amor zero de Iñaki Piñuel y me pasó como a ti, encontré rasgos característicos con la persona tóxica pero otros muchos a los que se refería el autor no lo cumplía. Yo empecé a darme cuenta de lo que le pasaba a esta persona cuando empecé a leer este blog. Me acuerdo que todas las dudas que tenía las preguntaba de ochocientas mil maneras y me contestábais ochocientas mil veces lo mismo.
    La persona toxica con la que hablaba estaba superprotegido por su madre y por sus hermanos, por su padre no tanto. Lo tenian en un altar por asi decirlo y por lo que se ve él se lo ha creido.
    No entiendo muy bien que les pasa, no han crecido emocionalmente?? Por eso no tienen empatía y son tan malos??
    Un saludo y muchas gracias por la información.
    Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elena, igualitos! El mio también madre superprotectora y padre ausente emocionalmente. Se creía más que nadie. Emocionalmente son como niños egoístas. Un besito

      Eliminar
    2. Elena, exactamente, están atrapados emocionalmente en una fase narcisista del desarrollo emocional, detrás de su fachada se esconde un pequeño monstruo egoísta de 5 o 6 años de edad que se cree omnipotente y el centro del universo y que piensa que los demás son responsables de lo que les sucede, que están ahí para satisfacer sus caprichos. Es muy común que detrás de este cuadro exista una madre tóxica y sobreprotectora ( o extremadamente negligente) que truncó totalmente el desarrollo emocional de esta persona. Son madres controladoras, dominantes y absorventes, por lo general con rasgos narcisistas, algunas bastantes frías emocionalmente. El narcisista parece condenado de por vida a buscar la validación y el afecto incondicional que nunca recibió en su hogar, y que él lo suplanta con el combustible. Un saludo

      Eliminar
  4. Gracias por tan buena información. Llevo tiempo buscando las diferencias entre narcisista patológico y psicópata subclínico y aquí las explica con total claridad.
    Ahora estoy segura de que durante muchos años he convivido con un narcisista patológico y comprendo lo que he sufrido y el estado de agotamiento al que he llegado. Afortunadamente tuve fuerzas para romper y llevo más de un año de contacto 0

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu comentario, me alegro mucho que hayas logrado romper con esta persona y establecer el Contacto 0, la medida estrella que nos permite recuperarnos de las secuelas del abuso y comenzar en serio una nueva vida. Mucho ánimo y adelante

      Eliminar
  5. Qué fantástico estudio! Cómo siempre. Esa diferenciación me la he planteado muchas veces, por mi ex “amiga” que en comparación con mi ex narciso yo la veía más peligrosa, porque era/es el verdadero lobo con piel de cordero. Me costó muchísimo ver quien es en realidad y a mi ex narciso sólo unos cuantos meses. La manipulación y la planificación y estrategia de mi ex “amiga” es de una perversidad impresionante. Yo diría que más mental que emocional, y mi ex narciso mas emocional que mental. Lo de mi ex amiga es absolutamente planificado con una frialdad absoluta. Su mirada es vacía, cuando fui capaz de darme cuenta y me fijé en sus ojos se me heló la sangre. Es algo que no puedo describir, Es capaz de actuar de una forma extraordinaria, llora, ríe y hasta es capaz de hablar imitando ser compasiva. Se descompone cuando algo no sale según lo planeado, entonces llora y llora haciéndose la victima y dice que todo lo malo le pasa a ella. Cuando la conoces parece la chica más encantadora del mundo, hace favores sin que lo pidas y parece que es la persona más generosa que hayas conocido jamás... el mismo diablo. Esa persona encantadora y generosa fue capaz de intentar (porque no lo consiguió) que a una chica la despidiesen cuando acababa de tener un bebé y con el marido en el paro, al tiempo que con esta chica estaba encantadora y le decía que iba a ayudarla en todo. Increíble. Yo era su mejor amiga, mientras manipulaba a mi jefe diciéndole que yo estaba obsesionada con otra compañera y que quería hacerle daño y otras maldades. Ante mi era mi alma gemela, aunque se obsesionaba con controlar mi vida y mis decisiones y si se me ocurría dudar de lo que ella me proponía me atacaba. Recuerdo que cuando discutíamos cambiaba constantemente las palabras y me decía que eso lo hacía yo, si la hubiese creído me hubiese vuelto loca. En fin, yo creo que es una narcisista perversa, casi rozando la psicopatía por el único detalle de que es tremendamente insegura, aunque he llegado a pensar que eso también es falso, que lo hace para manipular y hacerse la victima y así conseguir lo que quiere. Su mirada psicopata solo la he visto una vez, y sentí miedo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Carmen por tu comentario y por tu interesante aporte. Has descrito la experiencia de relacionarse con uno de estos personajes. Por las características que cuentas, coincido contigo en que parece ser un narcisista encubierto, pero con ciertos rasgos sociopáticos, es decir, un narcisista perverso. Son estos narcisistas de los más peligrosos por su refinada maldad, y su poder de seducción. Son bastante fríos y diestros para engañar y manipular (como lo que cuentas de las triangulaciones perversas entre amigas y en el trabajo). La inseguridad de los narcisistas no te la cuentan ellos (en ese caso se estarían, efectivamente, victimizando, una trampa más para manipular). La percibes en el trato diario, y en su absoluta dependencia de la imagen que los demás tienen de ellos, en sus reacciones emocionales. Una persona segura de sí misma, no necesita halagos y reconocimientos continuamente para sentirse validada, ni estar siempre en control y dominar, ni anda provocando enfados a diestra y siniestra, todo eso disfraza la gran inseguridad personal que corroe por dentro al narcisista y que compensa con combustible. Esa inseguridad y baja autoestima ellos no te la cuentan, tú misma te das cuenta, ya digo, en el trato con ellos. Por cierto, he leído algunas cosas sobre esa mirada, fría, vacía, de los narcisistas, y, ciertamente es pavorosa. Ánimo siempre en todo, y, ya sabes, lo importante es mantenerse lo más lejos posible de estos personajes tan trastornados. Un saludo.

      Eliminar
  6. Buenas noches, maravillosa y esclarecedora entrada!mi ex amigo procedía de una familia disfuncional y tóxica. Su padre(se llama narciso, el colmo de los colmos) fue padre ausente emocionalmente, se limitaba a alimentar y pagar recibos sin muestras de atención ni cariño cuando el era niño, desde siempre . Madre muy protectora, la cual sobreprotegia al narcisista y le ponía de ejemplo al resto de hermanos, era el favorito, el estudiante... Ella falleció y de pronto todos estaban contra el. Eso me decía. Familia hostil. Toda su vida odio del narcisista a su familia, llego a amenazar con cuchillo a uno de ellos para obligar a hacer lo que el quería. Su familia le tiene entre miedo y enfado. Mi ex daba siempre a entender q el merece más q los demás, aún sabiendo que es injusto y sin reciprocidad en relaciones. Me decía... Soy así, admito q en una relación busco gente generosa, buena... Porque soy contenedor que recojo, absorbo....soy incapaz de dar... Porque lo merezco. Así mismo, a pesar de su apariencia de tío duro. Decía que con la edad sentía más miedos e inseguridad y que no podría vivir solo, necesitaria vivir con alguien. Luego, como no,,, sus ciclos idealización, devaluacion y descarte... Humillaciones, triangulacion, proyección... Etc... Mi pregunta es... Se trataría de un psicópata o narcisista y si es narcisista, de que tipo?? Un beso y gracias de antemano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Antonia, has descrito un cuadro familiar muy propicio para que florezca un trastorno narcisista, por lo que me inclino a pensar que, efectivamente, es un narcisista. Además, percibo detrás de toda esa fachada un niño inseguro que no ha superado aún el lazo tóxico con su madre. Es muy común que detrás de personas narcisistas haya una madre dominante y manipuladora ( o muy sobreprotectora o negligente: ambas situaciones son abusivas) Toda su historia lo avala, así como el ambiente familiar conflictivo donde se educó esta persona. De todas maneras, Antonia, no tendremos nunca un diagnóstico definitivo porque el narcisismo es un espectro donde hay muchas variables y combinaciones. Por ejemplo, no sabría decirte si se trata de un narcisista encubierto, que se disfraza de bueno y de intelectual, y que por lo general son un poco tímidos y reservados, o un narcisista somático, que son más abiertos y directos en la manifestación de sus rasgos narcisistas. Tanto en un caso como en otro, o en su combinatoria, se trata de personas altamente tóxicas y siguen el mismo patrón en sus relaciones y se comportan, en esencia, de la misma manera, aunque los encubiertos pueden llegar a ser más peligrosos porque actuan de manera más disimulada y en la sombra. Un saludo

      Eliminar
    2. Hola libre, pues según dices, podría ser narcisista encubierto... Porque da apariencia de tímido con gente desconocida. Tímido e intelectual, hablando en voz baja. Cuando gana confianza es más hablador y muy simpático y sociable... Y cuando entras como fuente principal como yo.... El demonio.... Un besito y gracias

      Eliminar
  7. Buenos días que aclaración tan grande para mi información sobre este tema ,llevo tan solo cinco meses desde que descubrí que mi ex es narcisista ,me está costando mucho trabajo entender todo esto por el dolor tan grande que hace en mí pero por fin puedo poner nombre a lo que siento y saber que no estoy confundida que hay personas que actúan así .Hoy he descubierto y leído aquí que me aclara muchas cosas. Mi ex proviene de una familia su padre bebedor silencioso muy egoísta y ausente afectivamente de sus hijos ( eso es lo que decía su hijo). Su madre terriblemente protectora nada objetiva con sus hijos sobre todo con él lo tenía endiosado, de todos sus hijos era el que más le gustaba, no toleraba que nadie dijera nada de sus hijos para mí de una forma enfermiza. Hablaba de las cualidades que tenían sus hijos y en cambio los demás no teníamos ninguna. El ambiente era muy tóxico siempre lo percibí así y hacia que me encontraba muy mal ,muchas críticas mucha envidia hacia mí, siempre hablando mal de todo el mundo. Su madre tenía mucha personalidad mucha fuerza sobre sus hijos siempre decía y hacía lo que ella sutilmente les decía ahora me doy cuenta ,de todo y esto para mí es importante. Cuando descubrí que el era narcisista, pensé que muchos de los comportamientos que él tenía su familia también era así y pensaba no puede ser, me estaré volviendo loca? pero no, son así. Me gustaría explicarme mejor, pero a la hora de escribir no me sale también como me gustaría. Muchas gracias a todos por vuestras cariñosas respuestas.

    ResponderEliminar
  8. Perdonar, otra cosa q mi ex me dijo en alguna ocasión, que no había sido muy feliz de pequeño en su casa y que cuando me conoció empezó a vivir, la verdad no sé si esto será verdad porque dicent tantas mentiras que puede que no sea cierto

    ResponderEliminar
  9. Hola playa, posiblemente no haya sido feliz. Esta gente tiene muchas sombras y traumas no resueltos. Por mucho que le idealizara su madre. El mío era también asi. Un besito

    ResponderEliminar
  10. Ufffff, leyendo sobre este tipo de familias tóxicas, caldo de cultivo del narcisismo. Me da apuro pero necesito comentar esto. Yo me crié también en una familia disfuncional donde mi madre hizo todo lo que pudo para criarnos sola a mi y a mi hermana. Nos quería muchísimo pero llegaba a sobreproteger y tenerme en pedestal. Un padre ausente... Ella murió cuando yo era una chavala y mi referencia q únicamente tenía en mi madre, tenía distorsionada. Sentí un gran vacío q busqué llenarlo con relaciones de las que yo era muy dependiente, incapaz de dejarles. Estoy yendo al psicólogo para reconstruirme de cero. A mi narcisista Le pasó muy parecido, su madre y la mía fallecieron casi a la vez de cáncer. Nos sentimos desprotegidos y habíamos sido los estudiantes de la familia. Con la misma problemática, sentíamos un vacío parecido y creí encontrar en el a mi alma gemela..Le comprendía tan bien... que creí que su conducta tóxica cambiaría. Con el tiempo vi que el era una versión enferma de mi misma. De chavala recuerdo q yo era bastante egoísta y fría. Q todo valía para conseguir cosas. Hasta que hace muchos años, estuve muy cerca de la muerte y algo me pasó por dentro, q no sabría explicar. Me volví extremadamente empatica, aprovechándose de ello algunas personas. Pase de un extremo egoísta y frío a todo lo contrario tras la experiencia esa, llorar(me sorprendió llorar hasta con películas, cuando yo antes veía el llorar de débiles) amar,sensible y emotiva, sentir cosas que jamás me había pasado. Me di cuenta que el egoísmo no traía nada bueno, que me daba más placer ver a las personas agradecidas y felices sin esperar nada a cambio. Mi premio, estar viva... Y me centre en ser generosa y buena con los demás. Tras esa experiencia cercana a la muerte vi que la vida me daba otra oportunidad y sólo el bien es el camino. Lo que me preocupa es, con ese entorno familiar y ese egoísmo y frialdad de chavala... En una etapa vergonzosa de mi pasado. Si yo he podido ser narcisista. Me da miedo el pensarlo. No quiero ser un monstruo. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Antonia no soy especialista en el tema pero por la información que he leido los narcisistas no pueden vivir sin el combustible aunque vean la muerte de cerca. Hacen daño y lo saben pero no creo que se planteen cambiar, ni quieran se bondadosos y ver a las personas felices, porque si no Antonia no he entendido nada:(.
      Has tenido una infancia muy dura y por eso creo que has tenido esa actitud ante el mundo. Pero no creo que seas narcisita Antonia si no no creo que estes contando esto.
      Un besito Antonia y muchas gracias por la ayuda que nos prestas a tod@ss en el blog.

      Elena

      Eliminar
    2. Gracias Elena e Isabel... Me tranquilizais mucho... Al haber tenido una familia disfuncional y ciertos egoísmos en el pasado, me temía lo peor... Empatia en menor o mayor medida, siempre he tenido y sensibilidad, por eso siempre me ha apasionado el arte. Al haber tenido mi narcisista y yo un entorno, pasado y situaciónes tan parecidas, si me permitís esta comparación algo frívola, es como tipo star wars. Q partiendo de un pasado común yo fui por el buen camino y el narcisista por el lado oscuro, más fácil, más tentador pero maligno. Un besito y muchas gracias

      Eliminar
  11. En un narcisista comentas que las emociones quedaron anuladas....son recuperables?o es irreversible ya???muchísimas gracias por tu blog¡¡¡¡

    ResponderEliminar
  12. Antonia, yo tampoco tuve una infancia convencional ni feliz. Recuerdo que yo era más bien poco cariñosa en mi adolescencia. De hecho sólo soy cariñosa con mis hijos, con los mayores y con los animales... pero siempre he sido empática y buena persona con todos, creo. Me cuesta mostrar mis debilidades y de ahí mi supuesta "dureza" o fortaleza. Creo que tu extremada sensibilidad, por tu traumática experiencia personal, te lleva a magnificar tu supuesto pasado "de mala". Ni de lejos es posible que tú alguna vez te hayas podido comportar como uno de estos monstruos. Besos enormes.

    ResponderEliminar
  13. Hoy he leído en un blog a una persona que decía que los narcisistas a diferencia de los psicopatas tenían algún sentimiento, me pareció muy raro., es cierto?

    ResponderEliminar
  14. Pues si, coincide. Tambien tarde en identificar el padecimiento de mi ex amigo y ex empleador, y creia que era solo un bipolar pero no solo eso, es un narcisista perverso si bipolar y ademas paranoico como el solo. Recuerdo una vez que le dije que yo creia que era bipolar..Se molesto mucho y empezo a esgrimir toda clase de argumentos justificandose desde luego y culpandome ademas, que sus estados de animo cambiantes eran culpa de el personal y pues desde luego mios.

    1.-Es un tipo (y sus hermanos) que creen tener una inteligencia superior a la de las demas personas desde luego,(no acabaron ni la prepa) y les da envidia de que alguien mas en su circulo tenga mas virtud que ellos, desde luego que te escogen por virtudes que los reafirman como "ganadores" pero por esas virtudes te terminan odiando y hasta acusandote de cosas que no eres ni haces para destruirte y pararse sobre tu maltrecha imagen (que ellos ya golpearon como saco de box a travez del tiempo) y de esa manera se encumbran mas.

    2- Los tipos se sienten de sangre azul y definitivamente simplemente la gente no les llega a los talones ellos creen que de plano "no caben en este pais tercermundista lleno de tanto naco (negro groncho) y corrupto de quinta"...¡Veridico eso lo dicen!.

    3.-Son altamente materialistas, el dinero antes que todo, bueno primero esta su persona y su bienestar PERSONAL y de alli ya viene todo lo demas...En segundo lugar su dinero y sus posesiones materiales, no hay nada mas valioso para ellos, estos tipos tenian obsesion con los autos nuevos ultimo modelo, pero llegan a una obsesion insana y absurda, uno de estos llego a envenenar a unos gatos porque se subian al cofre un par de sus autos...¡De ese tamaño!, no queria que se los rayaran...Pobres animales por el frio se acostaban sobre el capo del auto sin causarle ningun mal.
    Aunque ellos son gente adinerada, nada parece llenarlos simplemente se quejan mas que alguien que no tiene dinero, sufren viviendo y viven sufriendo cuidando su dinero, pero por otro lado de pronto realizan compras compulsivas.

    4.-Son como jefes, altamente inflexibles toxicos y dictatoriales, manipuladores, crean complejos de culpa y erosionan la autoestima para poder manipular, uno se vuelve responsable absoluto de todos los males que puedan caer sobre sus personas, faltan al respeto pero tu no les digas nada porque les generas una herida narcisista bien grande y entran en el modo: "conmigo o contra mi".

    ResponderEliminar
  15. 5.-Como lo señale, bipolar a cual mas, pasando de momentos de euforia a ira absoluta o a depresion donde su vision de todo es muy pesimista, estos tipos tiene la virtud de proyectar energia en el sentido de que cuando estas junto de ellos en su etapa de euforia suelen ser agradables y crees que son gente lider porque proyectan mucha fuerza, pero al rato lo podias ver en el mismo dia y ya estaba bien taciturno de tal manera que hasta sentias tu mismo ese melt down de como ya veia todo un panorama bien negro y desolador..."la vda sin sentido"...O...tambien estaban los accesos de ira absoluta donde por el vuelo de una mosca el tipo montaba en colera como si estuvera poseido por el mismisimo Satanas. ¡¿Que es esto Dios mio?!, podia alternar estos estados todos en un dia o por temporadas largas, p ejemplo pasar una semana contento y de pronto zas...le venia el Melt Down de la negatividad, alternando con rabia.

    6.- La paranoia: Desconfian de todos y por todo, se creen que solo ellos tienen dinero y si alguien "inferior" a ellos tiene dinero sera porque de alguna manera ilegal se hizo con el, no pueden aceptar que un inferior pueda tener acceso a bienes materiales igual que ellos pero por el otro lado toda la gente que los rodea que no tiene su estatus economico es ladrona en potencia o criminal de algun tipo. ¡Pobres de ellos rodeados de tanta imperfeccion!.


    Al fin me libre con contacto 0 pero no sali limpio, tengo unas secuelas psicologicas fuertes de tanto abuso que sufri y de tanto estar cerca de gente tan pero tan toxica.

    Feliz navidad y cuidense amigos no ignoren las señales no caigan en el error de uno, este tipo de engendros tarde o temprano se vuelven contra uno, si conoces a alguien asi...¡Sal corriendo pero ya!.

    ResponderEliminar
  16. No voy a mentir, incluso siento un poco de temor por haber enfrentado a mis torturadores ya que ellos "creen" como buenos narcisistas que yo les debo algo, recuerden que en un conflicto el narcisista siempre de los siempres es la victima agraviada, he pensado en realizar una demanda penal ademas de la laboral, ¿pero que voy a decir?, ¿que tengo miedo porque estos tipos son unos psicopatas?, mi abogado de laboral me aconsejo no hacerlo aunque me recomendo a un penalista para que lo platique con el pero otro freno es la falta de recursos, a duras penas sobrevivo el huracan narcisista me ha dejado sin fuente de sustento.

    ResponderEliminar
  17. Primeramente fuí novia de un psicópata integrado/ social/ doméstico. Pude observar que mantenía relaciones largas y duraderas con familiares y amigos ( quienes desconocen por completo su paicopatía). Yo misma fui amiga de el por casi 20 años, hasta que me convertí en su pareja y fui víctima de ester ser siniestro. Pero sí, es más frio y no mqnifiesta ningún tipo de emociones ( es como si uno se relacionara con un bloque de marmol). Al narcisista lo noto mas " emocional" ja ( es un niño atrapado, con mezcla de ser maligno, perverso y cruel). Excelentes tus escritos. Eternamente agradecida.

    ResponderEliminar